Si tu purificadora no tiene generador de ozono y guardas en el depósito ya filtrado el agua por varios días, es probable que experimentes este problema. Cuando el agua se pone verde quiere decir que está ocurriendo una formación de algas, lo que da tal coloración. La lama en el agua se produce por bacterias presentes en el aire en todo momento. Por eso, si quieres que algo se envase y no se enlame, tiene que envasarse “al alto vacío” para evitar que el aire contamine el producto.

El ozono es bactericida

Este gas evita la formación de algas y lama en el agua, ya que al ser inyectado pasa a ser parte del agua y neutraliza los efectos adversos del aire presente en el agua, haciendo que el agua dure por muchísimo más tiempo. Los garrafones comerciales y agua embotellada tienen este proceso de ozono y la próxima vez que abras un garrafón o una botella huele para que sepas cómo huele el ozono.

× Whatsapp